Estadisticas

domingo, 17 de septiembre de 2017

Una propuesta muy especial….



Empieza la cuenta a atrás. A solo cinco días del arranque del nuevo curso, un negrito/a que firma con el misterioso nombre de Amparo Impar, pero que no se llama Amparo y que tiene un buen par de razones para no hacerlo, nos regala la reseña de Vórtices, su primera y magna obra criminal.

 ¿Quién será? ¿Cómo Será?

Para saber más, solo tenéis que continuar.
 

 
Vórtices, Amparo Impar.

 Un policía de rebote y desganado, un sacerdote de mano ligera con insospechadas capacidades financieras y cinegéticas, dos ancianitas extasiadas con Anís del Mono, varias damas suculentas algo subidas de lívido, una pareja de antípodas y un auténtico “insonrrible”, se ocupan y preocupan en sazonar el ambiente de una aburrida ciudad provinciana durante un caluroso verano.

¿Cómo?

 Bricolaje acústico, refrigeración personalizada, vuelos sin motor, algún robo, entierros clandestinos, despeñamientos motorizados, secretos milenarios y una docena de asesinatos.

 Todo ello discretamente, sin ruido, sin truculencias, sin armas que no reposen en cualquier hogar, y al parecer, en Cuenca, ayer como quien dice, aunque la autora intente despistar al lector.

No lo conseguirá con nosotros, desde luego. Porque incluso cita a varios reconocidos negritos de las primeras hornadas.

 ¡Que Dios nos pille confesados!

 Es evidente que no podemos fiarnos de ningún vecino, ni pariente.

Convendría que los novatos sepan donde se meten. Las Casas Ahorcadas no son un refugio. Absténganse miedicas y pusilánimes.

domingo, 10 de septiembre de 2017

El bosque de los inocentes, de Graciella Moreno.

 
Por María José Moya Ruiz, alias “la reseñista”.

 
Iris es una abogada divorciada de un hombre del que ya no estaba enamorada, con una familia con la que nunca se ha entendido bien y que desde `pequeña tiene sueños en los que ve cosas que a menudo se cumplen, lo que le ha llevado a ir de psicólogo en psicólogo.
Intentando huir de estos sueños, que no la dejan dormir, decide pasar un fin de semana en casa de su tía en el pueblo al que iba de pequeña, Rocablanca, para poder olvidarse del bufete, de sus problemas y de Barcelona y descansar.
Pero nada más entrar a la plaza del pueblo, ve una pancarta que dice: Vamos a encontrar a Julián, y al momento, un coche embiste el suyo por detrás.
El conductor es un forastero instalado en un caserón restaurado. Se baja para pedirle disculpas y al estrecharle la mano, a Iris se le eriza la piel… y esa misma noche vuelve a soñar, viéndose envuelta en una investigación criminal que dará nuevo sentido a las pesadillas de las que quería huir.
Casos de niños desaparecidos, investigación criminal donde alguien está imitando a uno de los asesinos más crueles de la historia, la vida de Iris con sus problemas personales y su intuición, Todo esto son argumentos suficientes para enganchar. Una lectura entretenida, en la que las cosas no son cómo parecen, y el final es coherente y deja todo bien resuelto.
 
Entre los personajes, podemos destacar a:
Carlos y Jordi, los mossos d’Escuadra encargados de resolver los casos con los que sueña Iris.
Gabriel Sira, un hombre raro y elegante, de modales exquisitos, que lo convierten en candidato para no confiar en él.
Giles de Rais, un sádico asesino del siglo XV, que inspiró a Charles Perrault para construir el personaje de Barba azul, relacionado con la historia que cuenta el libro.
Christian, maloliente, antipático, sin moral cuando hay por medio una buena suma de dinero. Empleado del imitador de Giles de Rais, al que le hace el trabajo sucio.
La historia está contada por dos narradores: Iris, que explica lo que le va sucediendo, y una voz en tercera persona, que narra lo que pasa con el resto de personajes.
En resumen, una novela que se lee con rapidez porque su argumento sabe crear interés.

domingo, 3 de septiembre de 2017

Las monedas de los 24, de Juan Pedro Cosano.


Por Aurelia Martín Mayordomo.

Esta es la tercera novela del abogado Juan Pedro Cosano, nacido en Jerez en el año 1960. En dichas novelas, que se pueden leer independientemente, narra las aventuras de Pedro de Alemán, el abogado de pobres del Jerez del siglo XVIII, un personaje que te cautiva desde el primer momento, por su carisma y ternura.
Al comienzo de la historia, Pedro se ve obligado a aceptar la defensa de un rico artesano de la ciudad, acusado de violación por su bella sirvienta. Consigue la absolución, pero enseguida se da cuenta de que la joven decía la verdad. Entonces, surgen en él los remordimientos, junto con una irresistible atracción hacia la chica.
Paralelamente, empiezan a ocurrir en la ciudad unos crímenes espantosos. Mujeres asesinadas y violadas de forma brutal, todas ellas relacionadas con las principales familias nobles (los 24). Y en cada escena del crimen, se encuentra una moneda romana: denarios de plata de la época de la República.
Y Pedro Alemán, consultando con eruditos en heráldica y numismática, es el que descubre al asesino, y lo desenmascara delante de todos en un tribunal.
Y pardiez y voto a bríos, como diría Pedro Alemán, a que si se decide leer este libro el próximo curso, ninguno vais a adivinar quién es.