Estadisticas

miércoles, 28 de agosto de 2019

Los Divinos, de Laura Restrepo



 
Por Raquel Ferreras.
 
“Los monicongos son dos, y el más chiquitito se parece a vos”.
Así comienza esta gran novela que también podría titularse “Los Elitistas” o “Los Intocables”, haciendo referencia a nuestros protagonistas: “Los Tutti Frutti”. Cinco hombres jóvenes de la clase alta bogotana que, siendo adolescentes y compañeros de clase del Liceo Quevedo, donde se educan los futuros dirigentes del país, deciden crear dicha Hermandad.
Es uno de ellos, “El Hobbit”, el que nos presenta a los personajes dedicando un capítulo a cada uno. En estas páginas nos da a conocer sus características personales, familiares y psicológicas. Además del narrador, este grupo está formado por:
“Muñeco”, alias Chucky, dicharachero y gracioso, pero también matón y putañero, afectuoso y perverso.
“El Duque”, alias Nobleza. Príncipe burgués, dueño de grandes heredades. Novio de Malicia.
“Tarabeo,” alias Taraz. Hombre guapo y casado con María Inés, rodeado siempre de mujeres jóvenes y bellas.
“El Píldora”, alias Pildo, es un tipo normal. Y un tipo normal, dice Gabriel Tarde, es el grado cero de monstruosidad. Es el típico amigo que siempre está deseando ayudar.
Y, como ya he dicho antes, nuestro narrador, “El Hobitt”, el último en entrar en el grupo, siempre metido en su cueva, dedicado a sus lecturas y a sus traducciones. Aún no sabe cómo pudo juntarse con esta gente. Ve la vida desde un prisma muy diferente a sus compañeros. Se siente como un infiltrado, pero la lealtad a la hermandad le hace mantenerse junto a ellos.
 El contrapunto femenino es Alicia, Malicia, mujer enigmática y de rompe y rasga que tiene el papel de novia sumisa con el duque y otro muy distinto con el resto.
Todos ellos celebran cada año en una de las fincas de El Duque “El paseo del Póquer”. Una fiesta de cinco días donde aislados e ingiriendo grandes cantidades de alcohol, dejarán aflorar muchos demonios que llevan dentro.
 Y llegados a este punto, he de deciros que estos personajes son inventados, pero que la autora se inspiró en un hecho real: el secuestro, violación y muerte de una niña de siete años a manos de un joven de clase alta de la sociedad colombiana en 2016. Aunque la agresión no se nos presenta hasta la segunda parte del libro, donde la víctima siempre es nombrada como “La Niña”.
Laura Restrepo reinterpreta los hechos y llega más allá del crimen narrado. Nos lleva a conocer los recovecos más oscuros de toda una cultura. En este momento es cuando vemos la relación de los “Tutti Frutti” con la niña. ¿Será uno de ellos el culpable o tendrán todos algo de responsabilidad?
 
A lo largo de la novela, al margen del crimen, vemos mucho maltrato y abuso hacia las mujeres. sobre las empleadas del hogar, prostitutas, amantes, hermanas, madres y esposas. Es la tónica dominante.
Restrepo retrata la anatomía y psicología de un monstruo y reflexiona sobre la mente humana, la frivolidad, el machismo y la incapacidad de desarrollar un comportamiento maduro y responsable.
Esta lectura no te deja indemne, las páginas te provocan miedo, angustia, ira y desesperación. Es un homenaje a La Niña y a todos aquellos que han sido víctimas de la violencia en una sociedad que crea monstruos capaces de cometer grandes infamias.
 
El libro ha sido un doble descubrimiento para mí. Por un lado he conocido a una autora con una gran prosa, y al mismo tiempo he descubierto una obra escrita con maestría, ritmo y poesía. Usa un lenguaje coloquial propio de Bogotá, pero al mismo tiempo cuidado, lírico, muy descriptivo, que nos recuerda a Gabriel García Márquez o a Vargas Llosa.
Laura Restrepo (Bogotá, 1950) ha escrito numerosas novelas y recibido gran cantidad de premios como el Alfaguara, el Sor Juana Inés de la Cruz, el Prix France Culture, el Arzobispo Juan de San Clemente, el G. Cavour, el Antonio Gala. Actualmente vive en Barcelona y José Saramago dijo de ella: “Cuando el nivel de escritura llega hasta donde lo llevó Laura Restrepo hay que quitarse el sombrero”.

5 comentarios:

Begoña dijo...

Que buena pinta tiene, gracias Raquel

Anónimo dijo...

Este año va a ser reñida la votación entre las reseñas

Cristina dijo...

Seguro que es tan interesante como la describes. Gracias por recordarme a una autora que llevo anos sin leer.

Lucía dijo...

Gracias por la reseña, que complicado decidir

Iman Showan dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.